top of page
  • Foto del escritorINA

¿El trastorno explosivo intermitente es igual que la impulsividad?


Un individuo común puede mostrar en algún momento comportamientos impulsivos. Pero, ¿Cómo diferenciar a personas impulsivas de pacientes con trastorno explosivo intermitente (TEI)? Te lo contamos a continuación.


El TEI es un trastorno de salud mental que se caracteriza por episodios exagerados de ira, acompañados con agresión verbal o física, que se producen por algún estímulo desencadenante. En cambio, la impulsividad se refiere a la tendencia general de actuar de manera rápida, sin pensar en las consecuencias, existiendo una falta de planificación y dificultad para resistir a los deseos inmediatos.


Si bien la impulsividad es un síntoma relacionado al TEI, en la mayoría de los casos, las personas impulsivas no cumplen con los criterios para el diagnóstico del TEI, por lo que, usualmente, la impulsividad es un rasgo de la personalidad o un rasgo que está presente, en mayor medida, en trastornos psiquiátricos como el trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) o el trastorno de la personalidad limítrofe.


Para entender mejor de qué tratan tanto el TEI como la impulsividad, aquí te explicamos algunas diferencias puntuales:


  • Las explosiones agresivas en el TEI son desproporcionadas, pero tienen relación con un estímulo que las desencadenó. En cambio, una persona impulsiva puede actuar sin pensar en las consecuencias, pero sus acciones no se caracterizan por ser agresivas ni violentas.


  • En el TEI los episodios agresivos pueden ocurrir con cierta regularidad y la tensión se suele acumular en la persona hasta que estalla. En cambio, cuando solo se sufre de impulsividad, esta es más constante en diferentes situaciones.


  • Las personas con TEI pueden sentir ira intensa, frustración o irritabilidad antes de estallar. En cambio, una persona impulsiva puede actuar rápidamente sin un control emocional, pero no llega a presentar una pérdida total del control como en el TEI.


  • Las explosiones de agresión en el TEI suelen ser breves y, después del episodio, la persona puede sentir remordimiento o vergüenza por su comportamiento. En cambio, una persona impulsiva muestra estos comportamientos de manera más continua o recurrente, sin una duración específica y no necesariamente media el arrepentimiento.


Si tú o algún familiar cercano tienen sospechas de sufrir de trastorno explosivo intermitente o algún trastorno de salud mental, o ya han sido diagnosticados y desean tratarse, no dudes en solicitar una cita con nosotros en nuestra sección de “Contacto”, o comunícate a nuestro WhatsApp para llevarte directamente con un asesor.


Para más información relacionada a salud mental, consulta nuestra sección de noticias.


Entradas relacionadas

Ver todo
bottom of page